19 de julio

Salud

Intendencia

Por su calidad en Salud Pública, Rosario se encamina hacia nuevo reconocimiento

Tras la auditoría realizada por la Organización Panamericana de la Salud, la ciudad busca alcanzar la categoría de Municipio Saludable.

Evaluadores externos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), dependiente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), visitaron Rosario para realizar un diagnóstico en la ciudad, necesario para acreditar a Rosario como un Municipio Saludable.

Durante dos días, los miembros de la OPS Karina Cimmino y Emilio Cabello recorrieron efectores de salud a fin de realizar la evaluación que la organización internacional requiere para la acreditación.

Antes de las últimas reuniones con equipos técnicos, los evaluadores fueron recibidos por la intendenta Mónica Fein, el secretario de Salud Leonardo Caruana y otros representantes y funcionarios de esta cartera. La visita consistió en una entrevista para conocer las políticas públicas y el trabajo que realiza el municipio desde hace muchos años.

Karina Cimmino es coordinadora del equipo de evaluación externa de la Iniciativa Regional de Ciudades, Municipios y Comunidades Saludables de la Organización Panamericana de la Salud. Explicó en qué consiste el programa Municipios Saludables: “Esto tiene que ver con mejorar la salud y la calidad de vida de la población”, dijo y agregó que en la evaluación se incluye cómo se implementan “distintas políticas, acciones y programas para mejorar la salud y la calidad de vida en una perspectiva integral de la salud, no sólo pensada en enfermedad, sino con una mirada integral”.

Otro aspecto que destaca la acreditación es la participación comunitaria: “Para nosotros es muy importante, sobre todo en el tema de la salud y se ve en Rosario en los distintos dispositivos que existen a nivel de la descentralización, las Mesas Barriales, es muy importante ver cómo esto se plasma en lo concreto”, detalló Cimmino. A la vez que remarcó la “coherencia en la integralidad, la participación, en pensar la salud como un derecho que es garantizado por el Estado”.

La coordinadora de la OPS subrayó: “Aquí hay mucho potencial y mucha riqueza e información e incluso mucha información abierta al vecino que facilita la participación social y cuando sabés de qué se trata te permite trabajar de otra manera, y esto es algo a destacar”.

Por su parte, el licenciado en Sociología Emilio Cabello, quien forma parte del equipo de la OPS, resaltó: “Hay muchísimas líneas de trabajo, Rosario es un municipio muy grande, vimos proyectos de ambiente, de trabajo en los barrios con la gente de Defensa Civil, Salud y las Áreas de Servicios Urbanos para abordar la problemática del dengue, visitamos La Estación, donde se trabaja en la prevención de las adicciones de todo tipo”, enumeró. “Vimos muy poco de todo lo mucho que han hecho, pero en general encontramos directrices comunes, de perspectiva integral en el abordaje, entender al Estado como un garante de los derechos en salud y en calidad de vida para su población, nos llevamos una muy buena impresión de esta visita”, apuntó.

Municipio Saludable, la etapa que viene

Cabello señaló que de acuerdo al protocolo de trabajo que llevan adelante “vamos a elevar un informe ejecutivo sobre nuestra visita a la intendenta, un informe programático a la mesa de trabajo donde vamos a rescatar los principales logros que pudimos visualizar, en un marco restrictivo, ya que la visita es corta y sabemos que vemos poco de todo lo que se hace”.

En este sentido, destacan que Rosario va en camino a ser un Municipio Saludable, que es la última y cuarta etapa. "Entendemos que tiene todas las condiciones, cuenta con recursos, los equipos capacitados, un liderazgo de gestión local con la intendenta que tiene una trayectoria en salud que también suma a ese objetivo. Por esto, los alentamos a trabajar rápidamente en la perspectiva del ciclo que sigue, que es el del Municipio Saludable”, remarcó Cabello.

El equipo evaluador tomó en cuenta la participación comunitaria, la acción intersectorial e interjurisdiccional y el trabajo en la promoción de la salud, a la hora de revisar los requisitos de la OPS.