17 de diciembre

Sustentabilidad

Una ciudad pionera en políticas públicas sustentables

El camino recorrido en términos de planificación y los avances y desafíos vinculados al cuidado del ambiente perfilan un óptimo escenario para el V Foro Latinoamericano de Desarrollo Sostenible.

El Foro Latinoamericano de Desarrollo Sostenible es una iniciativa de la Municipalidad de Rosario, que comparte el desafío de construir este espacio democrático, participativo y diverso con otros gobiernos locales, organismos estatales, organizaciones de la sociedad civil, organizaciones de investigadores y académicos, empresas y organizaciones empresariales, y organismos internacionales.

Así, a lo largo de dos jornadas, la ciudad será sede una vez más de esta iniciativa en cuyo transcurso diversos actores sociales compartirán experiencias y elaborarán propuestas de trabajo conjunto para lograr una sociedad y un planeta más sostenible. Y no es casualidad que así sea.

Rosario es reconocida en el ámbito internacional por sus políticas públicas aplicadas al cuidado del ambiente. Los resultados se reflejan en la cantidad de espacio público por habitante (12,5 m2 entre parques, plazas y otros espacios verdes como plazoletas, paseos y canteros centrales).

Otro de los ejemplos de gestión aplicada al ambiente, es el tratamiento de residuos en la Planta de compostaje Bella Vista. Tiene una superficie cubierta de 5.100 m2 destinada a las operaciones de separación, clasificación, limpieza de materiales, compostaje, chipeado e infraestructura complementaria. En 2015 se procesaron 14 mil toneladas de residuos, equivalentes a 1.750 camiones de recolección. La planta fue diseñada para procesar 200 toneladas de residuos por día, y tratará así lo que representa un 30% del total de los residuos sólidos domiciliarios generados por la población de Rosario.

El proceso de tratamiento permite aprovechar la materia orgánica contenida en los residuos para la obtención de compost, y la recuperación de fracciones seleccionadas: vidrio, plástico, metales ferrosos y aluminio, que se pueden reciclar para la obtención de numerosos productos. Actualmente, la planta procesa alrededor 120 toneladas de residuos por día. Los residuos provienen de la recolección domiciliaria, realizada por las empresas concesionarias del servicio. El compost producido se destina a la cobertura del relleno sanitario, para el vivero municipal, para parques y plazas de la ciudad.

Bicisendas

Rosario cuenta con 120 km de senderos exclusivos para bicicletas. Las bicisendas son caminos para uso de bicicletas construidos al margen de la calzada, y en veredas o canteros de la ciudad, donde se puede compartir el espacio con peatones. Esta estrategia de planificación de la movilidad urbana, que se viene desarrollando desde el año 2008, permitió que disminuyeran en un 65% los accidentes de tránsito que involucran a ciclistas y la convirtió en la ciudad del país con más cantidad de kilómetros para ciclistas por habitante. Se prevé sumar más kilómetros para bicicletas y conectar toda la ciudad de manera segura y eficiente.

Tu Bici, Mi Bici

Es una red de transporte público basada en el alquiler de bicicletas. Una vez suscripto al sistema, el usuario puede extraer un vehículo de una estación, usarlo para realizar un viaje y devolverlo en la estación más cercana a su destino. El servicio cuenta con 280 bicicletas operativas distribuidas en 18 estaciones ubicadas en lugares estratégicos de la ciudad.

Tu Bici, Mi Bici ya fue utilizado por 10.000 usuarios desde su lanzamiento el 1º de diciembre, en tanto se registran más de 1.000 viajes diarios.

De esta manera, Rosario ofrece un nuevo sistema de transporte público accesible y saludable, de recorrido variable y personalizado, complementario al sistema de Transporte Urbano de Pasajeros, con el objetivo de promover el uso de la bicicleta como modo de movilidad sustentable y eficiente.

Huertas

El Programa de Agricultura Urbana (PAU) pone en marcha la generación de emprendimientos sociales de producción y elaboración de alimentos mediante técnicas ecológicas, destinados al consumo familiar, comunitario y al mercado. Rosario ha sido distinguida entre las ciudades latinoamericanas y del Caribe por su trabajo en Agricultura Urbana, según informe de la Organización para la Agricultura y la Alimentación de Naciones Unidas (FAO).

Eficiencia energética

El programa de eficiencia energética contempla distintas acciones, entre las que se destacan:

  • Paneles fotovoltaicos: Rosario se posiciona como el primer municipio del país que genera energía renovable y la inyecta a la red pública, de acuerdo al protocolo de interconexión de la Empresa Provincial de la Energía. En la Planta de Compostaje y el Palacio Municipal se instalaron 8 paneles fotovoltaicos (en cada sitio) sobre una estructura liviana de aluminio formando una superficie de exposición solar de 12,80 metros cuadrados. A su vez, dentro de las oficinas administrativas de la planta, se colocó un inversor, que cuenta con la capacidad de transformar la corriente continua generada por los paneles a corriente alterna acoplándose de esta manera a la red eléctrica.
  • Calefones solares: con la instalación de calefones solares en polideportivos, centros de convivencia barrial y otros ámbitos se aporta al ahorro energético, reducción de gases de efecto invernadero y concientización ciudadana. La iniciativa propone una alternativa para reemplazar los métodos tradicionales de calentamiento de agua para uso sanitario (en duchas, piletas, cocinas y otros dispositivos). Con estos artefactos, además del ahorro energético, se reemplaza a los combustibles fósiles no renovables por energía solar.
  • Recambio de luminarias: involucra el reemplazo de manera progresiva de las lámparas blancas de mercurio de 250 w (ya obsoletas) por luminarias amarillas de sodio de alta presión de 150 w. Esta nueva tecnología no sólo permite mantener los niveles lumínicos recomendados por las normas internacionales -además de tener menor emisión de rayos ultravioletas y bajo nivel de encandilamiento-, sino que además ahorra consumo energético.

Un árbol por cada rosarino

Actualmente, la ciudad cuenta con 420 mil árboles en las veredas y espacios verdes. La meta planteada para el 2030 es llegar a vivir en una ciudad con 1 millón de árboles, es decir, un árbol por cada rosarino.

Canjeamos por Naturaleza

Es una actividad que promueve la separación de residuos en origen y apunta a reducir la cantidad enviada a procesamiento. Los vecinos acercan una bolsa mediana de desechos reciclables (cartón, papel, plástico, telgopor, vidrio y aluminio), limpios y secos, y la intercambian por verduras, dulces o conservas, un jardín vertical o saldo en la tarjeta MOVI.

Hasta el momento se contabilizaron:

  • 15.988 vecinos que participaron.
  • 4.416 tarjetas Movi cargadas.
  • 425 plantines entregados.
  • 397 sobres con semillas entregados.
  • 52 toneladas en total de residuos reciclables recolectados, lo que equivale a 885 contenedores naranjas.

Cinturón Verde

Este proyecto prevé, entre otros puntos, la puesta en marcha de un sello de calidad de los alimentos, potenciar canales de comercializcion y generar nuevos, como el futuro Mercado del Patio, en vistas a fortalecer el circuito comercial. De esta manera, Rosario se posiciona como la primera ciudad del país en promover la producción agroecológica local, generando puestos de trabajo genuinos y garantizando el consumo de frutas y verduras más sanas.

La iniciativa tiene como objetivos la capacitación en buenas prácticas ambientales y producción agroecológica, la implementación de módulos demostrativos de producción agroecológica, el desarrollo de equipamiento e instalación de infraestructura e insumos para producción sustentable, instalaciones agua segura y mejoras en viviendas rurales de los trabajadores y productores, entre otros.

Recolección de Aceite Vegetal Usado

Para llevar adelante esta campaña, destinada a todas las rosarinas y rosarinos, se instaló una campana de grandes dimensiones en cada centro distrital de la ciudad, donde los vecinos pueden depositar recipientes plásticos que contengan aceites vegetales usados y que luego serán retirados por una empresa para llevar adelante el proceso de conversión en biocombustible.

El objetivo es recolectar el aceite vegetal y grasas usadas que provengan de la cocción o preparación mediante fritura total o parcial de alimentos, los que presentan cambios en la composición físico química y no resultan aptos para el consumo humano, conforme a lo estipulado en el Código Alimentario Argentino.

Hay que señalar que está prohibido el vertido de este residuo en forma directa o indirecta a colectoras cloacales, conductos pluviales, sumideros, curso de agua o al suelo, ya sea mediante evaluación, depósito o cualquier otra forma, ya que un solo litro de aceite doméstico puede contaminar más de 1.000 litros de agua.

Tecnología led aplicada a los semáforos

En el marco del concepto iluminación inteligente, la ciudad avanza en el reemplazo progresivo de las lámparas incandescentes del rojo semafórico por los iluminantes leds de última generación. Estos sistemas lumínicos tienen beneficios mundialmente reconocidos, como el ahorro energético estimado en 217 megawats/hora.

Disposición de residuos peligrosos

Rosario es la primera ciudad en considerar el acopio controlado de residuos peligrosos generados en el alumbrado público. Se trata de la disposición controlada del mercurio contenido en las lámparas que ya han sido reemplazadas en la vía pública. Hasta la actualidad se ha dispuesto en relleno de seguridad un kilo de mercurio y, considerando que cada artefacto posee 1,5 miligramos, esta cantidad corresponde a decenas de miles de lámparas que ya no se mezclan con los residuos sólidos en un relleno.

Terrazas verdes

El municipio trabaja en la concientización y la solución de los problemas ambientales urbanos, mediante acciones que mejoran la eficiencia ambiental en las construcciones edilicias y al mismo tiempo gestiona la recuperación y preservación de la calidad ambiental del paisaje urbano.

La cubierta de la vivienda se concibe como una terraza vegetal, dando continuidad a los jardines que vinculan los ambientes de la vivienda, permitiendo mantener la capacidad absorbente del terreno previo a la intervención. La división entre viviendas se realiza a través de cercos verdes con plantas trepadoras, con el fin de permitir la ventilación natural y regular la temperatura y humedad del aire.

Reducción de desperdicios de alimentos

Rosario fue incluida por el Banco Mundial, junto a otras dos ciudades del país (Salta y Mar del Plata), en un proyecto que cuenta con financiación de esta institución orientado a delinear estrategias de reducción de desperdicios de alimentos. A partir de la incorporación de Rosario en el proyecto, y luego de un trabajo de campo realizado a nivel local, pudo conocerse que en nuestra ciudad se identifican como grandes generadores de desperdicios de alimentos a empresas del rubro alimenticio, supermercados, restaurantes y hoteles.

En Rosario se estima que en el Mercado de Productores y el de Concentración de Fisherton se pierden entre 10 y 12 toneladas de frutas y verduras por día.

Entendiendo que el proceso de producción y manufactura de los alimentos significa poner en marcha recursos económicos, energéticos y humanos, uno de los ejes de la iniciativa pretende revalorizarlos y sensibilizar a las personas para que no se desperdicien, se reutilicen y se consuman responsablemente.