18 de octubre

Salud

Salud Pública brinda recomendaciones para prevenir lesiones por pirotecnia

Desde el Sies dan consejos para evitar accidentes y disfrutar en paz de las fiestas. Además, se recuerdan las medidas a seguir para evitar golpes de calor y accidentes en piletas.

Ante la llegada de las fiestas de Año Nuevo y en el marco de las políticas de prevención desarrolladas por el municipio para disfrutar de los festejos sin lesionados por la manipulación de estos productos, la Secretaría de Salud Pública y el Ministerio de Salud de Santa Fe recomiendan a la ciudadanía no utilizar pirotecnia a fin de evitar eventuales accidentes, los que, en algunos casos, provocan consecuencias irreversibles.

La sanción de la Ordenanza 9166/2013, prohíbe en el ámbito del municipio la comercialización, tenencia y uso de elementos pirotécnicos que no hayan sido calificados como de venta libre por la Dirección General de Fabricaciones Militares, así como de otros artificios.

Los elementos de pirotecnia pueden producir lesiones de diferente gravedad las que, en algunos casos, pueden ser irreversibles e incluso comprometer la vida. Las lesiones más comunes son quemaduras que pueden afectar distintas partes del cuerpo, siendo la cabeza, el cuello y las extremidades superiores las más frecuentes localizaciones.

Además, e independientemente de que algunos elementos sean permitidos, los elementos de pirotecnia no deben ser utilizados por niños, incluso con supervisación de adultos.

Es importante destacar que partir de los controles y campañas de concientización realizadas, año tras año disminuyeron notablemente las lesiones por pirotecnia. Al respecto, cabe recordar que durante los últimos años fueron pocos los casos atendidos por el Sistema Integrado de Emergencia Sanitaria (SIES) durante la Navidad y el Año Nuevo.

Asimismo, en caso de utilizar pirotecnia se aconseja:

  • Utilizar productos autorizada y con sello del Registro Nacional de Armas (Renar).
  • No permitir la manipulación de pirotecnia a niños. El uso de estrellitas y bengalas queda bajo exclusiva y estricta autorización y supervisión de los adultos, ya que pueden provocar daños oculares, incluso quemaduras de consideración.
  • La misma debe ser utilizada en espacios bien abiertos, nunca entre edificios, tampoco cerca de vehículos, personas o animales
  • Jamás detonar la pirotecnia dentro de elementos de vidrio o metal, ya que puede provocar serias lesiones por esquirlas
  • No llevar pirotecnia dentro de los bolsillos, ya que por fricción o calor pueden explotar, y tampoco almacenarla en lugares donde la temperatura puede aumentar.
  • En caso que el producto no explote, descartarlo, no acercarse y, en lo posible, mojarlo con abundante agua.
  • La pirotecnia no se debe encender sosteniéndola con la mano, sino apoyada en el suelo, alejándose inmediatamente a una distancia prudencial, y evitar hacerlo con cigarrillos, resistencias o papeles
  • Ante explosiones cercanas, proteger los oídos de los niños más pequeños.
  • No almacenar ni hacer detonar elementos de uso pirotécnico cerca de materiales inflamables, como fósforos, encendedores, fuentes de calor, calefones, parrillas, entre otros.
  • Ante condiciones climáticas ventosas, ser cuidadoso al encender los productos aéreos, como cañas voladoras y globos de papel.
  • En caso de quemaduras por ignición de la ropa, sofocar el fuego con una frazada o hacer rodar a la víctima por el piso. Advertir a la víctima que no corra y no colocar ningún tipo de cremas, ungüentos caseros, pasta dental o pomadas a fin de evitar infecciones.

Se recuerda que, en caso de quemadura por pirotecnia, es fundamental concurrir en forma urgente a un centro asistencial.

Del mismo modo, cuando los ojos resulten comprometidos con traumatismos o quemaduras por pirotecnia no se deben tocar ni aplicar absolutamente nada. En caso de ser afectada otra parte del cuerpo, sumergir la zona lesionada en forma urgente en agua fría, lavarla luego con jabón y agua limpia, cubrir la zona con toallas limpias y trasladar al paciente al Centro de Salud más cercano.

Medidas preventivas ante altas temperaturas

Ante la posibilidad de una Navidad con altas temperaturas, desde Salud Pública se recuerda que el golpe de calor afecta a personas de cualquier edad, aunque muy especialmente a adultos mayores y niños, por lo que se debe priorizar, en estos grupos etáreos, tanto la hidratación como la nutrición.El golpe de calor es una entidad grave que puede llevar a la muerte.

Los prefesionales ante todo recomiendan una buena hidratación, evitar exponerse al sol en horas entre las 11 y las 16 y utilizar pantalla solar adecuada.

Los síntomas de un golpe de calor son: dolor de cabeza palpitante, náuseas, temperatura corporal elevada, confusión, pérdida de conciencia, palpitaciones, agitación, respiración y pulso rápido y fuerte, piel enrojecida, caliente y seca.

Ante cualquiera de estos síntomas es importante consultar al médico, trasladar al afectado a un lugar fresco y ventilado, ofrecerle agua, quitarle la ropa y mojando con agua fría todo el cuerpo. No se debe administrar medicamentos antifebriles, ni tampoco friccionar la piel con alcohol.

Recomendaciones para los niños:

  • Ofrecer a los niños agua o jugos naturales en forma frecuente sin esperar a que los pidan.
  • Ofrecer el pecho más seguido a los lactantes.
  • No dar líquidos o comidas calientes o pesadas.
  • Bañarlos o mojarles todo el cuerpo con frecuencia.
  • Proponer actividades tranquilas y evitar juegos intensos.
  • Evitar que transiten y jueguen expuestos al sol, menos aún en horario del mediodía o a la tarde temprano.
  • Si deben transitar bajo el sol, ponerles sombreros y usar protectores solares.
  • Vestirlos con ropa holgada, liviana, de algodón y colores claros.
  • Nunca dejar a los niños dentro de un vehículo estacionado y cerrado.

Recomendaciones para adolescentes y adultos:

  • No consumir bebidas con alcohol ya que aumentan la temperatura corporal y las pérdidas de líquido.
  • Aumentar el consumo de líquidos sin esperar a tener sed para mantener una hidratación adecuada.
  • Evitar esfuerzos físicos o actividades deportivas exigentes.
  • Sentarse y descansar cuando sientan mareos o fatiga.
  • Evitar comidas abundantes, ingerir verduras y frutas.
  • Para una buena hidratación tomar mucho líquido y evitar las bebidas alcohólicas.

Para los ancianos: es importante que descansen en lugares frescos y ventilados, desabrigarlos y ofrecerles líquidos aunque no manifiesten sed.

Es importante destacar, en los casos de no estar afiliado a un  servicio de emergencia privado,  llamar al 107 desde donde se evaluará la situación.

Evitar accidentes en piletas

Recordar que lamentablemente todos los años se registran muertes de menores en piletas, estos accidentes se pueden evitar con las siguientes recomendaciones: tener cercadas las piletas, no dejar solo jamas a un niño en una pileta, siempre deben estar bajo la supervision de un mayor, tanto fuera como dentro de la piscina, recordar que los bebes pueden ahogarse en piletas o recipiente, con solo 10 cm de agua ya que si caen boca abajo no pueden darse vuelta.

Es impotante tener en cuenta que si se produce el ahogamiento comenzar con maniobras de Reanimación Cardio Pulmonar (RCP) y llamar inmediatamente al servicio de ambulancias. Sino se sabe la maniobra de pedirle al operador del 107 que le indique por vía telefónica como hacerlo ya que los operadores están capacitados para hacerlo hasta que llegue la ambulancia. Dicha maniobras salvan vidas, recordar que el SIES (107) tiene un programa de capacitación en RCP. En el 2016 se capacitaron aproximadamente 6500 personas y en los últimos 10 años alrededor de 50.000 personas.