30 de septiembre

Temas del día

Movilidad

Obras
Seguridad vial

Finalizaron los trabajos y ya funciona un nuevo cruce peatonal seguro en Oroño y Estanislao López

Ensanche de veredas, nueva senda peatonal y tiempo semafórico exclusivo para peatones fueron parte de las tareas ejecutadas por esta iniciativa del Municipio, que alcanzará a otras 20 esquinas.

La Municipalidad de Rosario finalizó los trabajos en la intersección de Bv. Oroño y Av. Estanislao López e incorporó, de esta manera, una nueva intersección al programa Cruces Seguros con el objetivo de priorizar la seguridad peatonal en uno de los lugares preferidos por la ciudadanía para realizar actividades recreativas, deportivas y de esparcimiento. Cabe destacar que la iniciativa continuará en otras 20 esquinas de la ciudad.

Las tareas realizadas incluyeron distintas acciones para lograr el reordenamiento de la movilidad peatonal y una mejor convivencia entre las distintas formas, ya sean automóviles, bicicletas o peatones, ampliando el espacio para quienes se trasladan de a pie e incorporando un nuevo cruce peatonal que conecta el cantero central del bulevar con el parque de las Colectividades.

“La intervención es fundamental para que la gente pueda cruzar la calle con seguridad y, por sobre todo, es muy importante para la gente mayor, ya que da más tiempo y puede detenerse en la mitad de la calle”, detalló Mario, quien vive en las inmediaciones de la nueva obra.

La dinámica de cruce, a partir de ahora, es más ágil ya que las personas tendrán que hacer un solo cruce, para el que dispondrán de más tiempo semafórico y exclusividad en los horarios de máxima demanda peatonal: de lunes a viernes de 17 a 20 hs; sábados y domingos de 16 a 19 hs.

Vecinas y vecinos de la zona destacan la importancia de priorizar estas intervenciones, a la par que coinciden en que es fundamental el cumplimiento de las señaléticas de cada uno de los actores para una mejor convivencia. Así lo señala Adolfo: “Es necesario que respetemos la senda, al igual que el cartel de PARE y el semáforo en rojo”.

Entre las obras efectuadas, se construyó un nuevo cantero sobre Estanislao López, lo que genera un espacio de espera para el peatón y una zona de ‘tránsito calmado’, ya que los conductores deben disminuir la velocidad al momento de girar. En detalle, se colocaron delineadores de trayectoria para que los autos que circulen por Oroño y doblen al oeste lo hagan de manera más cerrada bajando la aceleración.

“Era necesario para facilitar cruzar hacia el río o hacia el cantero. Cuando se caminaba por el bulevar no era fácil llegar al parque por lo que muchos elegían hacerlo por lugares en los que no estaba permitido”, detalló por su parte Lucía, una de las transeúntes que pasaban por el lugar.

Además, las intervenciones incluyeron ensanche de veredas para acortar los tiempos y distancias de cruce, estrechar la vía y mejorar la visibilidad entre peatones y conductores, con similares características a lo implementado en Córdoba y Paraguay