5 de diciembre

Prevención

Ambiente
Salud

El municipio fortalece tareas y medidas para prevenir el dengue

Se intensifican los operativos de fumigación en espacios públicos de toda la ciudad. El uso de repelente y el descacharrado son otras dos medidas importantes para controlar el mosquito.

La Municipalidad de Rosario fortalece las estrategias que se llevan adelante para erradicar el mosquito aedes aegypti que transmite diversas enfermedades como dengue, zika y chikungunya.

Este jueves 17 de marzo agentes de la Dirección de Control de Vectores y Plagas concretaron un operativo de fumigación con termoniebla en parque de la Independencia. 

Frente a las máquinas de trabajo que el municipio tiene para hacer saneamiento ambiental y fundamentalmente para el control de mosquitos, Carlos Tasinato, director de Control de Vectores, señaló que debido a las condiciones ambientales "esta es una época propicia para el desarrollo de poblaciones de mosquitos" y que las estrategias que se llevan adelante para erradicar el mosquito aedes aegypti se abordan de manera integral entre diferentes áreas.

El titular de Vectores indicó que el operativo tendrá su desarrollo "inicialmente en las áreas centrales, la costa, los parques y aquellos espacios verdes con más afluencia de personas, desde el parque de la Cabecera hasta la zona sur de Rosario". 

Tasinato recordó que el aedes aegypti se cría intradomiciliariamente por lo tanto es importante eliminar todo tipo de recipientes que pueden alojar agua y realizar limpiezas frecuentes.

Sin casos por ahora

"Hoy no tenemos casos autóctonos de dengue, hemos tenido en febrero un caso importado que vino de Brasil", dijo Matías Lahitte, integrante del área de Epidemiología de Salud Pública.

Además recordó que en países limítrofes como Brasil y Paraguay actualmente hay brotes de la enfermedad por lo tanto es importante que quienes regresen a la ciudad desde esos destinos y tengan síntomas febriles acudan inmediatamente a un efector de salud para realizar el diagnóstico y los bloqueos sanitarios correspondientes para evitar la propagación.

"En este contexto epidemiológico de covid e influenza, es importante tener en cuenta que el dengue es un cuadro clínico que genera un síndrome febril pero en ausencia de síntomas respiratorios superiores”, explicó. 

Fumigaciones, campañas y nuevos equipos

Las estrategias de prevención no solo se basan en la intensificación de fumigaciones en el espacio público sino también en la promoción de campañas de autocuidado familiar con fuerte eje en el descacharrado, fumigación domiciliaria y el uso de repelente.

Con respecto a fumigaciones, para combatir el mosquito adulto (tanto el aedes como el cúlex), la repartición dependiente de la secretaría de Ambiente y Espacio Público avanza con un cronograma de trabajos en espacios verdes de todos los distritos. Estas acciones se suman a los trabajos de mantenimiento urbano: corte de yuyos, desmalezado, control y erradicación de baldíos, tareas de zanjeo e higiene urbana.

Cabe remarcar que en 2021 la Municipalidad sumó al equipamiento existente cuatro equipos de termoniebla para la vía pública y cuatro motomochilas que permiten la fumigación en sitios de difícil acceso, por ejemplo, pasillos en zonas de asentamientos irregulares. Además, el año pasado los vecinos recibieron repelente para uso diario, vaporizadores y 6.000 rociadores con productos como Depe para que puedan autofumigar el interior de sus domicilios.

Para la prevención del dengue, chikungunya y zika se recomienda:

  • Vaciar baldes, botellas y latas para no acumular agua. El aedes aegypti deposita sus huevos en cualquier recipiente pequeño, artificial y con paredes lisas que puedan acumular agua limpia.
  • Poner bajo techo las cubiertas de neumáticos.
  • Mantener tapados los tanques de agua.
  • Tapar las botellas con o sin agua.
  • Revisar elementos que acumulen agua. En este caso, se puede cambiar el agua por arena húmeda.
  • Limpiar diariamente los bebederos de animales (vaciarlos, cepillarlos y volverlos a llenar).
  • Mantener limpios y ordenados los espacios.
  • Mantener los ambientes libres de mosquitos utilizando espirales, pastillas o insecticidas (siguiendo siempre las recomendaciones del fabricante) o sahumar con plantas secas encendidas (como romero, eucalipto, alcanfor o menta).
  • Colocar, en la medida de lo posible, telas metálicas o tejidos mosquiteros en puertas y ventanas.
  • Utilizar repelentes comerciales (de extra duración dado la menor frecuencia en que debe aplicarse), biorepelentes o repelentes caseros (se pueden utilizar siempre y cuando no haya un brote epidémico).
  • Reutilizar, reciclar o reducir residuos sólidos que puedan convertirse en criaderos de mosquitos (por ejemplo: envases de alimentos y bebidas no retornables, etc.).

Es importante recordar que frente a síntomas como fiebre acompañada de dolor detrás de los ojos, dolor de cabeza, muscular y de articulaciones, hay que colocarse repelente, consultar al médico y no automedicarse.

Aumento de casos de influenza

Ante la aparición de casos de influenza el infectólogo Matías Lahitte explicó a los medios que ante la apertura de las fronteras (especialmente de Brasil y Uruguay donde hay brotes del virus) y la circulación de personas por vacaciones, comenzaron a registrarse casos de gripe en el país. Lahitte señaló que el serotipo que se detectó "es el H3N2 y no el H1N1 como ocurrió en 2009”.

Lahitte señaló que son cuadros clínicos similares al covid, de compromiso de vía aérea superior y con cuadro febril y recomendó realizar una consulta con un profesional.

El funcionario de Salud estimó que las vacunas llegarán en la primera semana de abril para empezar la campaña de vacunación a la población objetivo: niños menores de 2 años o mayores de 65, personal de salud y personas con factores de riesgo como enfermedad pulmonar crónica, enfermedad cardiovascular, pacientes inmunodeprimidos, embarazadas y puérperas.